Desde el comienzo de la era de los teléfonos inteligentes un tema muy controvertido fue la necesidad real de utilizar un antivirus en los dispositivos, sin embargo, en